Biografía

Mi nombre es Rosa Beléndez Vázquez. Nací en la Ciudad de México en l950.  Además de estudiar Medicina y Homeopatía en la Escuela Nacional de Medicina Homeopática del IPN estudié y luego fui profesora en Homeopatía de México, A.C. bajo la tutela directa del Maestro Proceso Sánchez Ortega.

En 1977 viajé a Cuba para hacer mi internado rotatorio y después mi servicio social en el Departamento de Nutrición del Instituto Nacional de la Nutrición.  En 1981 empecé a asistir como maestra invitada a diferentes eventos de Homeopatía Europea hasta 1984 en que me mudé a vivir y trabajar a Tepoztlán, Morelos.  Actualmente vivo con Baru, mi marido, en Amatlán de Quetzalcóatl, un pequeño pueblo a un lado de Tepoztlán.  Gozo de dos hijos, Ekiwah y Dhyan y un nieto, Lucio Valentín.

He ejercido la medicina homeopática desde hace más de 40 años. La homeopatía es una medicina integral que considera la totalidad de los síntomas mentales, emocionales y físicos para llegar al remedio apropiado. Los homeópatas necesitan investigar “quién” es su paciente, no solo “qué tiene”, por lo que con frecuencia se les pregunta si también son psicólogos. De hecho, desde el comienzo de la carrera comenzó mi interés por profundizar en el conocimiento de la psique humana.

En 1999 años fui invitada al 5to Congreso Internacional de Terapias Psico-Corporales en Oaxtepec, Morelos. Ofrecí mis servicios como intérprete y tuve la fortuna de traducir para el fundador de Hakomi, Ron Kurtz. Esto era lo que siempre había buscado. Unos meses después me uní al primer entrenamiento de tres años impartido por el mismo Kurtz y aparte de ser su alumna fui su intérprete durante el entrenamiento y otros talleres que ofreció en México. Desde entonces me he seguido entrenando y me he certificado como terapeuta, maestra y entrenadora.

He sido entrenadora asistente e intérprete en varios entrenamientos y entrenadora principal en dos entrenamientos en la Ciudad de México. Actualmente estoy dando un taller de terapia intensiva y supervisión para alumnos en el camino a certificarse. Espero próximamente empezar un nuevo entrenamiento en Tepoztlán, Morelos.

Hace algunos años entré en contacto con la Técnica de Liberación Emocional (EFT) mejor conocida como “Tapping”. Su alcance me impresionó tanto que me embarqué en un estudio profundo sobre el método. En mi experiencia es particularmente útil cuando hay trauma y/o cuando a la persona le resulta difícil entrar en la atención plenas necesaria para la clase de auto-exploración que hacemos en Hakomi. Y al mismo tiempo Hakomi y tapping se pueden complementar de una manera muy orgánica.